Como cada año, el primer sábado de agosto se celebró la verbena de Almarza organizada por algunos jóvenes de la localidad. Una organización que cada vez tiene más dificultades para llevarse a cabo, debido al alto coste de las orquestas y a la dificultad que conlleva el conseguir el dinero suficiente para su realización. Por ello es necesaria la colaboración de todos para que nuestra verbena continúe año tras año.

 

Este año fue todo un éxito debido a la buena temperatura que reinó durante toda la noche y a la gran afluencia de gente que acudió a nuestra localidad.

Los pasodobles, típicos del principio de toda verbena, dejaron lugar a canciones más movidas donde los jóvenes (y no tan jóvenes) dieron rienda suelta a su diversión. Y entre medias la noche dejó secuencias para todos los gustos, desde Mario haciendo sus pinitos como modelo ( gran pose la tuya) ...

 

 ... hasta una “extraña pareja” formada por el Ceñuka y el Juanillo ...,

 

y como no el Óscar (para conocidos, Clitorino o Relojes) poseído por no se sabe que.

 

 

Por cierto, no nos olvidamos del sorteo de dos grandes regalos (un fantástico viaje y un bonito televisor) que se realizó en uno de los descansos de la verbena, y en el que los más pequeños ayudaron a extraer los números. Y por supuesto, no podría dejar de comentar el simpático bingo que llevaron a cabo Yaiza y el Chapas (ayudados por Enrique), donde demostraron que los números no son su fuerte.

Esperemos que el año que viene la verbena de Almarza sea tan divertida y esté tan bien organizada como la de éste. ¡¡¡ HASTA EL AÑO QUE VIENE !!!.

ÓSCAR JIMÉNEZ CAMPOS

                                                               FIN